Aunque algunas operadoras han aumentado la cantidad de megas y gigas que ofrecen en sus planes, u ofrecen promociones que no toman en cuenta el consumo de algunas aplicaciones, todavía sigue siendo común para muchos quedarnos sin datos varios días antes de que nuestro plan se renueve.

Felizmente iOS nos ofrece algunas herramientas para que podamos medir el uso de los datos, saber qué aplicaciones consumen más, y qué alternativas podemos tomar para evitar quedarnos desconectados. Acá unos trucos y consideraciones que estoy segura te serán muy útiles.


Facebook es el peor enemigo del ahorro de datos.

Lo se, es una de las aplicaciones más usadas del planeta, y no hay hora en el día que no echemos un vistazo por más corto que sea a lo que ocurre en la red social más popular de todas. Lo malo es que Facebook es una de las apps que más consumen datos de todas las que podemos instalar; todo gracias a que siempre está atenta a nuevas notificaciones, reproduce videos, GIFs y otros contenidos por defecto, y ni qué decir cuando compartimos fotos u otros contenidos en ella.

Un tip muy útil es desactivar la opción de reproducción automática de contenidos como videos, tanto los comunes como los de las transmisiones en vivo. Hacerlo es muy sencillo, solo es necesario entrar a “Configuración” en la misma aplicación, luego a “Configuración de la cuenta” y en “Vídeos y Fotos” cambiar la opción de “Reproducción automática” a “Solo con conexiones WiFi”.


Revisa qué apps consumen más que otras.

Además de Facebook, son otras aplicaciones las que consumen más datos de los que creemos. Para ubicarlas lo único que debemos hacer es entrar a “Ajustes”, luego a “Datos móviles”  y automáticamente se generará una lista actualizada con datos de consumo de cada aplicación instalada en el iPhone.

De hecho, podemos controlar con más precisión nuestro consumo de datos si, en cada día de inicio de nuestro plan, reseteamos el contador y así saber exactamente cuánto vamos consumiendo por mes.

Es necesario anotar que aplicaciones basadas en streaming, como Spotify, Apple Music, Netflix, entre otras, ofrecen la opción de cambiar la calidad de reproducción cuando el iPhone esté conectado a datos móviles. Al reducir la definición tanto de audio como video podremos ahorrar megas que a fin de mes podrían salvarnos de cualquier apuro.


Desactivar las actualizaciones en segundo plano y Asistencia WiFi.

Otro buen truco es ir a “Ajustes”, “General” y desactivar la opción “Actualizaciones en segundo plano”. Lo bueno es que podremos elegir, entre que el iPhone no reciba notificaciones ni que las aplicaciones reciban información de Internet en general, o en todo caso, elegir cuáles queremos que no cuenten con esta facultad y cuáles sí.

Y por último, siempre es bueno revisar si la opción “Asistencia WiFi” está habilitada. Esta función hace que, si estamos en una zona con WiFi muy débil, el iPhone se conecte a Internet por datos para mejorar la experiencia. Es algo que resulta bastante útil, pero que puede hacernos consumir megas sin que nos demos cuenta.

Para desactivar esta opción es necesario que vayamos a “Ajustes”, luego a “Datos móviles”, bajemos hasta el final de la lista de aplicaciones y apaguemos la función. Así de simple.

¿Tienes otros tips para ahorrar datos? Cuéntanos en los comentarios qué haces para ahorrar megas con tu iPhone.